vieja silla de hierro

Hace unas cuantas décadas atrás, las sillas de hierro cumplían la estricta función de asiento para hacer más cómoda la estadía en el bar mientras transcurrían las horas discutiendo con los amigos sobre fútbol o teniendo alguna entretenida conversaciónen. Actualmente, si bien ese uso no ha quedado del todo obsoleto, resulta un hecho frecuente encontrarse con las típicas sillas de cervecería de hierro plegables,  en algún balcón abandonadas, en algún jardín o  porque no en algún coqueto bar

Pero si queremos restaurarlas no hay que desanimarse , pues la cuestión es fácil de revertir en poco tiempo. Las dos situaciones más comunes a las cuales nos enfrentaremos son el óxido o la falta de pintura y el picado de la tabla. Para darle solución al primer caso debemos pasar intensamente una viruta por la superficie para así quitar la pintura o Continuar leyendo →